¿Qué es SEM?

El acrónimo SEM significa Search Engine Marketing y hace referencia a una serie de herramientas cuyo objetivo es promocionar nuestro sitio web en los motores de búsqueda a través de campañas de pago.

El SEM es diferente del SEO, que ya tratamos en un blog anterior, ya que este último busca un posicionamiento orgánico del sitio web frente al posicionamiento de pago que ofrece el SEM.

¿Cómo saber si el resultado de una búsqueda es arrojado por una campaña de SEM?

Es fácil detectar los resultados de una campaña de SEM ya que aparecen en la zona superior o derecha de buscadores como Google, con la etiqueta de anuncio. Este posicionamiento se consigue mediante la puja por palabras clave. Esta puja, junto a la calidad del anuncio de la campaña, determinan la posición en la que aparecerá.

Para crear este tipo de campañas hay que realizar con anterioridad una búsqueda exhaustiva de las palabras clave por las que queremos posicionar nuestro producto o servicio y, a partir de ahí, montar una campaña basada en grupos de anuncios.

Algunas de las herramientas más usadas para este tipo de marketing son AdWords, que pertenece a Google, y Bing Ads.

Optimización de una campaña SEM

Otro de los factores importantísimos para que una campaña SEM tenga éxito es la optimización de la misma. Para ello, hay que medir y controlar las palabras clave que estamos usando. Hay que fijarse en aquellas que consiguen cumplir nuestro objetivo (conversiones) y descartando aquellas que no.

También es importante orientar nuestros anuncios a las zonas y dispositivos que tengan más probabilidades de conseguir nuestro objetivo, creando campañas adaptadas a lo que pretendemos lograr.

Por ejemplo, si queremos obtener llamadas para nuestro negocio, lo lógico es orientar la campaña a dispositivos con opción de llamada. Si queremos conseguir clientes para un restaurante en el centro de Madrid, lo normal es crear una campaña orientada a la zona, con una llamada a la acción adecuada para conseguir esos nuevos clientes.

Compaginar SEO y SEM

Las campañas SEM son muy efectivas para conseguir objetivos concretos en un periodo corto de tiempo. Aun así, lo mejor es combinarlas con SEO, intentando posicionar nuestra web mediante tráfico orgánico. Esto a la larga bajará los costes de nuestras campañas de pago. Además, un buen uso del SEO y el SEM mejorará en gran medida nuestra imagen de marca. Un hecho que se traducirá en más búsquedas orgánicas que ayudarán a vender mejor nuestros productos o servicios.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

19 + 4 =